Open top menu

El rival: Bilbao Athletic

El Rival Athletic

Por Javier Martín para somoslega.com | Redactor de LaCanteradeLezama.com

El Bilbao Athletic luchará hasta el final. No está siendo una temporada de buenas noticias para los cachorros de San Mamés pero ya no sólo a nivel global de resultados sino también en forma de lesiones de futbolistas importantes para el equipo.

La consecución del ascenso a 2ª División diecinueve años después supuso” un título para Lezama” en la idea de poder proyectar a sus mejores jóvenes futbolistas a la élite profesional. Sin embargo, se apostó por una planificación mirando al crecimiento individual del futbolista dando salidas en forma de cesión a jugadores más curtidos además de dar el salto al primer equipo Iñigo Lekue, Sabin Merino e Iñaki Williams.

Con todo esto, la pretemporada arrancó con lesiones de futbolistas que arrastraban de la pasada temporada una carga de trabajo importante como Markel Etxeberria y Yeray. En la primera vuelta el equipo mostró su mejor cara a nivel defensivo recibiendo veintidós goles (6 de ellos tan sólo como local) pero la falta de gol condenó a los cachorros en muchos partidos (10 goles en la primera vuelta). La nota predominante durante la temporada en nuestra opinión ha sido la falta de contundencia en las áreas y la falta de experiencia competitiva en una categoría donde los fallos han costado muchos puntos a pesar de ser en la mayoría de los partidos disputados superior en juego a los rivales.

La entrada en el equipo de Ager Aketxe tras bajar del primer equipo y la recuperación tras su grave lesión de Jonas Ramalho han dado en esta segunda vuelta al conjunto de Ziganda otro nivel más competitivo. Sobre todo a destacar al mediapunta zurdo, autor de 8 goles en la segunda vuelta con algunos lanzamientos de falta increíbles. Por el contrario, las graves lesiones de Iker Undabarrena y Aitor Seguín han mermado el potencial del conjunto de Ziganda ya que son dos futbolistas de gran proyección. Además para este enfrentamiento ante el Leganés serán duda: Ramalho, Jurgi, Guarrotxena e Iñigo Córdoba.

A pesar de todos estos imponderables, los cachorros competirán hasta el final dejándose la última gota de sudor porque saben que en caso de no conseguir la permanencia sus notas a final de temporada serán evaluadas a nivel individual. Unas notas que al margen de los resultados globales son satisfactorias ya que la mayoría de ellos han demostrado ser mejores futbolistas desde que empezaron la temporada.