Open top menu

El filial sentencia a Las Rozas en la primera ronda y sigue soñando

Después de toda una temporada soñando con el objetivo de jugar el playoff de ascenso, ya han dado su segundo golpe en la mesa pasando la primera ronda ante Las Rozas Club de Fútbol con un resultado de 4-1, tras empatar 1-1 en Navalcarbón en la ida. A pesar de que el partido estuvo igualado hasta el final, teniendo que irse a la prórroga en el Estadio Municipal Butarque, los pepineros consiguieron sentenciar a su rival con dos golazos de Robert Vallribera y el penalti ejecutado por Álvaro José.

Para aquellos que no saben la dinámica de los playoff de ascenso a la Segunda Federación, los pepineros deberán ganar primero al segundo equipo madrileño clasificado, que finalmente ha sido el Club Deportivo Colonia Moscardó, al que se enfrentarán este domingo en el Román Valero. Una vez se consiga ser el campeón de la Comunidad de Madrid, deberán jugar una tercera ronda a nivel nacional con el equipo que les toque a través de un sorteo. Sin duda alguna, a pesar de que sea complicado, los de Capdevila tienen claro que pelearán con uñas y dientes por ese puesto que perdieron la pasada temporada.

Tras el encuentro disputado el sábado, Capdevila comentó en zona mixta que el hecho de haber jugado en Butarque fue un premio por todo el trabajo durante el año: «Para nosotros es un orgullo y un privilegio estar aquí. Los chicos han sentido ese calor y ese apoyo. Ha sido un día especial de los que le decía a los chicos que van a guardar en la memoria, y afortunadamente hemos pasado, pero por lo menos, pasemos o no, ese recuerdo se lo llevan para ellos». Asimismo, señaló que el resultado fue merecido por todo el trabajo que habían hecho los chicos, además de la buena gestión del juego y del ritmo durante el transcurso del encuentro.

Asimismo el autor del doblete que brindó la victoria en la prórroga al Leganés B, Robert, señaló que: «Sabíamos que era un partido complicado, que podía ser largo, queríamos haberlo matado antes, pero no ha sido. Las Rozas es muy buen rival, nos lo ha puesto difícil, pese a que nosotros lo hemos sabido hacer muy bien». El lateral pepinero, que ha sido regular durante la temporada y que se fue con las mejores sensaciones, agradeció todo el apoyo que les había brindado la afición en Butarque, pero dejó claro que: «Todavía queda mucho más, tenemos mucha guerra por dar».

Autor