Open top menu

Las segundas partes siempre fueron buenas

El conjunto pepinero se vale de las segundas partes para poder tener esos estelares números que le permiten liderar la tabla.

Fuente: CD Leganés

Es bien conocido el dicho de que «segundas partes nunca fueron buenas». Pues el Leganés le ha dado la vuelta por completo. Esta temporada, el conjunto pepinero está logrando unos números espectaculares y, la gran mayoría de goles y de puntos, se sacan precisamente en esos segundos 45 minutos. En el apartado de datos, la diferencia entre ambas mitades de los partidos es abismal. El conjunto de Borja Jiménez no suele entrar a los partidos enchufados del todo, pero es tras el descanso cuando se transforma en un auténtico rodillo. Es la cara y la cruz de este equipo.

Si nos vamos a las cifras goleadoras, vemos que el Lega ha marcado 7 goles en los primeros 45 minutos. Sin embargo, acumula ya 19 dianas tras el entretiempo. En cuanto a los tantos de los rivales, que tampoco han sido demasiados, vemos que 6 de los 7 goles que ha encajado el Leganés esta temporada han llegado en la primera mitad. Es decir, el conjunto de Borja Jiménez es una auténtica apisonadora tras el descanso, con 19 goles a favor y solo uno en contra. De hecho, según los datos recogidos por el medio Grada B, el Leganés es el mejor equipo en cuanto a cifras goleadoras entre el minuto 45 y el 75.

Actualmente, el Lega tiene 35 puntos en LaLiga Hypermotion, pero si solo contáramos los goles anotados en las primeras partes durante estas 16 jornadas, solo tendría 21 puntos. En cambio, si cogemos solo las segundas mitades, el dato sería de 36 puntos. La diferencia es enorme. Estamos hablando de que, en el caso de que solo contaran los primeros 45 minutos, el conjunto blanquiazul tendría la misma puntuación que el Burgos, que va en el puesto 14 de la tabla. Cabe destacar, además, que el Leganés aún ha perdido ni una sola segunda mitad en lo que va de temporada.

Los datos solo afirman lo que el ojo ya percibe de sobra. El Lega tiene margen de mejora en el inicio de los partidos. Sin embargo, Borja Jiménez logra corregir de forma magistral estos minutos menos fructíferos para transformar al equipo con esos «matices» de los que siempre habla en rueda de prensa. Su análisis de lo que está haciendo el rival en pleno partido es exhaustivo y eso se demuestra cada vez que los rivales salen del entretiempo absolutamente superados por el nuevo plan de juego con el que el Lega les está sometiendo. Lo más importante de todo esto es que el conjunto pepinero es un bloque muy férreo defensivamente también en las primeras partes. Por ello, a pesar de que ofensivamente no suele estar muy acertado en este tramo de los encuentros, los rivales nunca son capaces de marcar más de un gol, y esto hace que el Lega saque puntos hasta de debajo de las piedras.